Lista para ser un Puente de Formación

«El curso está cerrado, pero el camino para la formación está abierto», fueron las alegres palabras de la Hna. María Theresia Hörnemann, nuestra Coordinadora Congregacional, cuando se dirigió a las formadoras recién graduadas en el ritual de clausura del 13º Curso Internacional de Formadoras de las SSpS (CIFS) el primer domingo después de Pascua, también conocido como el Domingo de la Divina Misericordia. Después de casi un año de formación, las diez participantes de otras muchas provincias y regiones terminaron su programa en el Centro de Espiritualidad Arnold Janssen-Filipinas (CEAJ-Filipinas) con una celebración eucarística con la temática: «En el amor de Dios, mi corazón está listo para ser un puente para la formación.»

No es un tema fácil, como reconoció el P. Antonio Gilberto Marqueses, SVD, quien presidió la Eucaristía.   Sin embargo, siendo formador él mismo, animó a las nuevas formadoras a sintonizar el latido de sus corazones con el de Jesús. «¡Tú estarás a cargo de dar testimonio de que Cristo está vivo!»

La Hna. María Theresa felicitó a las Hermanas por aceptar ser formadas antes de asumir el servicio de la formación. Les recordó que la formación es un proceso y que requiere amor, paciencia, escucha, respeto profundo por la persona y valor. Les deseó la experiencia de la alegría de acompañar a las personas en su camino, así como un crecimiento continuo como persona en el servicio a los demás. Junto con la Hna. Leonisa Andino, Coordinadora del Curso, entregó a cada una un símbolo del Espíritu Santo, hecho de cenizas de Lahar de la erupción del Monte Pinatubo en 1991. Esto es significativo de dos maneras, como ella señaló: primero, por ser verdaderamente de Filipinas, y segundo, como un símbolo de que las cenizas pueden convertirse en algo hermoso.

La celebración eucarística fue seguida de una comida festiva con más de 40 hermanas de las comunidades cercanas que se unieron a las Hermanas del 13º CIFS en su gratitud y alegría.

El próximo 14º Curso de Formadoras comenzará el día de Pentecostés y estará coordinado por la Hna. Milagros Sandoval, SSpS, de Filipinas Sur

Hna. Michaela Leifgen, SSpS  de Filipinas Norte